Vida

Hace muchos años que no escribo, hace muchos años que no miro de párpados para dentro quizá porque no hubo un sentimiento que me obligara a arrojar mis ideas contra un papel, quizá porque uno se vuelve cada día más cómodo y deja de pensar, de plantearse las cosas, llega a la conclusión de que son así porque alguna extraña fuerza lo quiere (agnóstico hasta la médula). De repente un día despiertas y algo raro sucede en el mundo, gira veloz, bajo un cielo extrañamente azul y al rítmo de una música que te parte en dos el alma…. te ves sentado sobre la arena mirando al infinito (sin ser.. ni oír… ni dar!!) y resulta que no entiendes nada…. Pero tampoco lo quieres entender, eso nunca arregla nada….. las cosas funcionan las comprendamos o no, esa es una gran verdad del mundo … Cabeza abajo….todo se precipita, todo se ve desde otro punto de vista (puede ser el bueno y estar todo el mundo al revés?) las ideas se caen de los bolsillos, y las llaves y el tabaco… la sangre se te sube a la cabeza (debería estar en otros sitios) y notas la presión de la misma forma que notas el estómago en la garganta, como en esa primavera del 95 en clase de ciencias… Dios!! no quiero dejar de respirar el aire… no quiero dejar de saltar en los charcos … no quiero dejar de sentir la vida en estado puro, corriendo sin rumbo por mis venas, quiero morir de sobredosis de ella. Todos deberían probar algo que llevo haciendo toda la vida, … Se trata de colocarse en medio de una playa desierta; cerrar los ojos y colocar la cabeza un poco hacia atrás, deja que el aire susurre su melodía en cada poro de tu piel, que se adueñe del pelo… que silbe en tus oídos ….. relaja todo el cuerpo y siente…. Solo siente…. Lo notas? Reconoces ese olor? Es la vida!

Compartir!